Cuando se dirige un negocio, sin importar su tamaño o el número de empleados, la implementación de un sistema para el control de acceso es fundamental.

Por: Chris Stark

Un sistema para el control de acceso, le permite al director de una compañía estar seguro de que sólo las personas que laboran en su empresa ingresen a ella. Además, también ayuda a llevar un seguimiento de las actividades, que se realizan al interior de una organización.

La adopción de un control de acceso también ayuda a la recolección de datos, de las personas que entran y salen de determinado lugar. Un buen sistema para el control de acceso, también le permite al director de un negocio establecer niveles de seguridad estrictos, en las zonas que él desee.

Para contar con un acceso seguro a sus instalaciones, los directores de empresas pueden acceder a varias estrategias. Por un lado están las tarjetas inteligentes, que dan acceso a empleados o visitantes. Para utilizarlas hay que deslizarlas en un panel electrónico, que da acceso a un lugar en particular. Para las compañías que usan sistemas de relojes de asistencia, los empleadores usan las mismas tarjetas para el ingreso, las cuales se usan para registrar el total de horas trabajadas al día. Sin embargo, en compañías donde el sistema de relojes de asistencia no se usa, los empleados pueden tener acceso mediante credenciales de ingreso e incluso mediante el uso de lectores biométricos.

El término biométrico hace referencia a la tecnología que se usa para la medición y análisis de los datos biológicos de una persona. Los métodos más comunes en este respecto son: la lectura de huellas digitales, los análisis de iris y retina, los patrones de reconocimiento de voz y los escaneos de facciones de manos y cara.

La autenticación de empleados, usando sistemas biométricos, se ha hecho muy popular en Europa, Asia y los Estados Unidos. Las compañías que más acceden a esta tecnología son las organizaciones del estado, las instituciones bancarias, la industria farmacéutica y algunos centros educativos.

Uno de los aspectos que ha hecho a la biometría tan popular es que ayuda a reducir las pérdidas en empresas. Cuando se establece un control de acceso, mediante el uso de sistemas biométricos, se puede llevar un control real de la asistencia y ausentismo de empleados. Además, se hace un ahorro en los gastos de operación, al eliminar el uso de papeles para el registro de ingreso o de tarjetas plásticas. Todo esto hace que invertir en biometría sea una decisión inteligente.




Visite http://www.sistemasbiometricos.co/ para conocer más sobre los diferentes tipos de sistemas biométricos, como los relojes biométricos para el control de acceso.