Hemos escuchado muchas recomendaciones acerca de la ropa adecuada para esquiar, la protección de la piel contra los rayos ultravioleta y las gafas para proteger tus ojos, pero con la emoción de ir a esquiar olvidamos una parte importante de tu cuerpo: el cabello, proteguelo con aceite de argan.

Por: Lucia Peralta

Hemos escuchado muchas recomendaciones acerca de la ropa adecuada para esquiar, la protección de la piel contra los rayos ultravioleta y las gafas para proteger tus ojos, pero con la emoción de ir a esquiar olvidamos una parte importante de tu cuerpo: el cabello.

La nieve refleja los rayos ultravioleta del sol, y estos afectan tanto tu piel, ojos y cabellos, y los rayos UV dañan las fibras capilares, eliminando parte de su elasticidad y haciendo que pierda su color natural, así mismo reseca el cabello y aumenta la fragilidad de estos, aunado a esto las bajas temperaturas hace que el cabello pierda humedad y se vuelva quebradizo.

No solo el frio y la radiación son enemigos de tu cabello, el uso constante del gorro hace que el cabello se caiga mucho más debido a que la grasa que se acumula bajo el gorro tapa los folículos del cuero cabelludo haciendo que el cabello se caiga más constantemente.

Es por ello que así como cuidamos nuestra piel y ojos, también cuidemos de nuestro cabello de forma adecuada, uno de los cuidados básicos del cabello es mantenerlo bien hidratado, lo cual lo puedes lograr aplicando aceite de argán para el pelo, este aceite mantendrá la humectación y la elasticidad de las fibras capilares, evitando que se quiebre con facilidad.

Otro aspecto importante es que el aceite de argán, humecta el cabello y al no ser grasoso no tapa los folículos pilosos del cabello y no contribuye a que se caiga, lo mejor es que fortalece la raíz del cabello evitando mucho la alopecia.

Otra ventaja de utilizar aceite de argán para el pelo es que evita las infecciones micóticas las cuales podrían ocasionarse debido a que el cabello siempre se encuentra cubierto y con humedad, el aceite de argán contiene agentes antimicóticos, fungicida y antisépticos en general.

Puedes aprovechar aún más los beneficios del aceite de argán al utilizarlo también en tu rostro y en las partes de tu cuerpo que queden expuestas a la nieve y a los rayos solares.

Para aplicar correctamente el aceite de argán para el pelo lo primero que debes tener en cuenta es que el cabello este limpio, después si te acabas de bañar, toma unas cuantas gotas de aceite de argán y pasa tus manos por todo tu cabello, una que tengas todo el aceite bien esparcido pasa un peine de dientes anchos o un cepillo abierto, de esta forma también te ayudara a desenredarlo de forma fácil y le dará brillo.

Seca bien tu cabello antes de salir al frio, o de preferencia báñate por las noches y aplica aceite de argán para el pelo después de bañarte y al otro día antes de salir al frio, si tu cabello es muy graso, solo aplícalo antes de salir al frio, veras que utilizando aceite de argán tu cabello se mantendrá en óptimas condiciones a pesar del frio y lucirás una cabellera hermosa.


Si deseas conocer más acerca del aceite de argán y la aplicación del aceite de argán para el pelo sigue leyendo mis artículos.