Se discute en este artículo el concepto de plan de afiliados, y se dan algunas recomendaciones sobre cómo llevar adelante planes de afiliados exitosos. Bien implementado, un plan de afiliados es una manera efectiva de promocionar bienes y servicios, y así lograr mayores niveles de ventas online.
Para comenzar a comprender cómo implementar un plan de afiliados, primero es necesario entender qué es un afiliado. El concepto básico de un afiliado es aquel que recibe una comisión por la venta de uno de tus productos.

Es en concreto, una acción de márketing online. Pongamos un ejemplo concreto para que se entienda. Supongamos que desarrollas software. Entonces, estás casi todo el tiempo enfrascado en desarrollar estos programas, por lo que necesitas activar, o que alguien lo haga por ti, el tema de las ventas. Entonces entras en un plan de afiliados.

A partir de aquí, ciertos sitios web se encargarán de promocionar tus productos, hacer los esfuerzos por venderlos, y luego cobrarte una comisión.

Hasta aquí no se diferencia mucho de una simple reventa. La diferencia radica en que el afiliado puede tener varios –muchos- productos bajo su égida, no sólo los tuyos, y dedicarse a tiempo completo a promocionar los servicios y productos de otros.

En muchas oportunidades se logran construir sitios de calidad, en base a afiliados, que terminan siendo como tiendas online de productos específicos, o esos populares sitios web donde uno recurre a menudo a descargar versiones demo de programas y juegos.

Por supuesto, la actividad se puede llevar adelante en cualquier escala, y matiz concebible. Por ejemplo, una agencia de turismo puede tener hoteles, o empresas aéreas como afiliados, o empresas de alquiler de autos.

Hay ciertas consideraciones que deben ser tomadas en cuenta. Ciertamente, la credibilidad del plan de afiliados crece si hay una vinculación contextual entre los productos que se ofrecen. De otra forma, si tienes demasiados afiliados, y no se corresponden entre si según su actividad, Google hasta podría penalizarte al considerar que en realidad eres una granja de enlaces. La granja de enlaces es una técnica de SEO –Search Engine Optimization- considerada black hat, o ilegal, y en consecuencia, penalizada.

También debe tenerse en cuenta que tus afiliados hablan por ti. Entonces, la reputación de tus afiliados también será tu reputación. También es conveniente que cuentes con algún soporte digital que te permita hacer un seguimiento de las ventas obtenidas, calcular comisiones, gestionar pagos, etc. Hay muchos ejemplos de software que permiten hacer esto.

Lo ideal es que le ofrezcas a tus afiliados las herramientas necesarias para que puedan concretar las ventas, es decir, material técnico para apoyar las acciones de promoción, apoyo pre y post venta, etc.

Llevado a cabo de manera racional y ordenada, un plan de afiliados puede convertirse en una excelente manera de concretar las ventas que estás necesitando, así como lograr la promoción y difusión de tus enlaces en la red de redes.

Victor Perez Acosta
Consultor en Marketing en Internet y Posicionamiento Web
Visite nuestro blog sobre Marketing en Internet