Usar internet para nuestras inversiones es una posibilidad real de negocio. Hoy la globalización y un mercado financiero global lo facilita.

Por: Bryoni Martin

Internet nos ha abierto muchos campos nuevos. Es un mundo que avanza vertiginosamente, probablemente a un ritmo mayor del que podamos seguir. Pero eso no lo hace menos importante, al contrario. De hecho, cada vez más gente trata de sacarle partido, a través de negocios online o inversiones internet de diverso tipo.

En este sentido usar internet para nuestras inversiones es una posibilidad real de negocio. La ubicuidad geográfica, puesto que nos permite estar en todos los sitios a la vez; la facilidad para informarse, cualquiera puede hacerlo haciendo un seguimiento correcto; y la seguridad, por lo menos igual que la del mundo offline convierten internet en un medio ideal para invertir.

Y es que si el mundo está globalizado, si podemos enterarnos casi al instante de lo que sucede a miles de kilómetros de donde estamos nosotros, ¿por qué no aprovecharnos de ello? ¿Por qué quedarnos anclados en un pasado cada vez más lejano e incompetente?

Es cierto, todo va muy rápido, a una velocidad de vértigo, pero eso no quiere decir que no podamos mantenernos “al día”. Corramos junto al futuro y probablemente no perderemos el tren.

Pero no os confundáis, no estamos recomendando una inversión en concreto. Eso lo debéis ver vosotros, informándoos, buscando lo que creéis que es mejor. Nosotros solo os recomendamos que lo hagáis. Invertir por  y en Internet es una opción que nos da libertad de acción y de control sobre nuestras inversiones. Y los riesgos son los mismos que con las plataformas offline. Probarlo, es una opción muy interesante.


inversiones internet