El estrés, tan extendido actualmente, puede ser clave en el proceso de fertilidad al que se enfrentan las parejas hoy en día. Una de las soluciones que indican algunos expertos a los fallos o abandonos en los tratamientos de fecundación in vitro o inseminación artificial es la acupuntura

Por: Ana Villalba

El estrés, tan extendido actualmente, puede ser clave en el proceso de fertilidad al que se enfrentan las parejas hoy en día. Una de las soluciones que indican algunos expertos a los fallos o abandonos en los tratamientos de fecundación in vitro o inseminación artificial es la reducción de dicho estrés a través de la acupuntura y prueba de ellos es que en muchas clínicas ya se practica para conseguir el éxito en los tratamientos de fertilidad.
En opinión de la psicóloga de la clínica Ginefiv, Beatriz Dibra, hay que controlar las ′emociones negativas′ porque continuadas en el tiempo porque son causante de cambios en el organismo como alteraciones de regla o de producción de hormonas que pueden ser muy importantes en la implantación del embrión. Una forma de desprenderse de esas emociones negativa viene de la mano de la acupuntura, de forma que el paciente se focaliza en las emociones corporales y deje de un lado las otras.
Por si fuera poco, al parecer la acupuntura no sólo actúa en el plano mental o emocional, sino también en el físico, hay que decir que la práctica de la acupuntura podría fomentar varios procesos que ayudan al organismo de la mujer a prepararse para la implantación del embrión: favorece una mejor circulación sanguínea y consecuentemente la vascularización de ovarios y útero, ayuda a regular mejorar las hormonas y estimular el endometrio.
No se sufre ningún dolor ni posteriormente se producen efectos secundarios
No hay ningún problema puesto que la acupuntura es un proceso que no provoca dolor, lo único que se siente es un pequeño pinchazo y sensación de distensión o sensación de calor fruto de que están actuando.
El Dr. Cheng explica cómo se debe realizar la terapia. Las agujas se colocan en la cabeza, manos, pies y, este caso, abdomen. El tiempo que se deben dejar es 30 minutos y además, cada 10, se deben mover suavemente, excepto las de la cabeza. De esta forma se conseguirá la estimulación deseada.
Por último, decir que la acupuntura no está indicada en el caso de padecer algún problema neuronal como algunos tipos de epilepsia o problemas de coagulación sanguínea.


Ginefiv y su unidad de acupuntura
Puesta en funcionamiento en el año 2009 esta unidad ha tratado desde entonces a mas de 100 pacientes y ha coadyuvado en los ciclos de fecundación. La  clínica de fertilidad Ginefiv es pionera en el Tratamiento de Esterilidad e Infertilidad en España. Con más de 20 años de experiencia, ha ayudado a nacer a más de 15.000 niños y es la clínica que mayor número de casos trata en la Comunidad de Madrid. Fecundación in vitro e Inseminación artifical en Ginefiv