En una clase de matemáticas, Pedrito le dice a su maestra que en su casa le enseñaron que 10 menos 1 es igual a 0. La educadora sorprendida ante el  acertijo le pidió ejemplos de la lógica de sus padres y el joven detalló:
 En una clase de matemáticas, Pedrito le dice a su maestra que en su casa le enseñaron que 10 menos 1 es igual a 0. La educadora sorprendida ante el acertijo le pidió ejemplos de la lógica de sus padres y el joven detalló:

―En la academia de futbol tenía 10 compañeros y le rompí la cara solamente a uno: me expulsaron.
Presento 10 exámenes y salgo mal solo en uno: me castigan.

―Siempre es lo mismo maestra, reiteró afligido Pedrito.

La lista puede continuar de acuerdo a la imaginación, pero el hecho es innegable. El resultado puede ser distinto pero al aplicarlo a la motivación, podemos observar que al hombre le sucede lo mismo.

Hay 10 leyes y usted quebranta una: le meten igual a la cárcel.
El grupo familiar es de 5 personas y a uno le da gripe: todos son contaminados.
Un equipo de 6 personas motivadas y una mala noticia: equipo desmotivado

Solo debes ver a los niños para entender que la naturaleza del hombre es estar motivado. Pero basta que solo una cosa le ocurra para nublar el deseo que impulsa sus acciones. Si un individuo recibe un tiro directo de desmotivación, toda la construcción se paraliza, la energía se apaga, el camino se dilata. Andará cabizbajo, desalentado y posiblemente se ponga irritable y quejumbroso.

“He comprendido que mis fracasos y mis frustraciones del pasado son la fundación de mis nuevos niveles de vida de alegría”
A. Robbins

Si bien el solo hecho de emprender un nuevo reto te expone a los ataques de desmotivación naturales de la vida, tú puedes acometer las siguientes “D” para disminuir y hasta derogar su efecto:

• Decisión: tienes dos opciones, o te enfocas en el problema y restas motivación, o sumas aprendizaje y te dedicas a alimentar tu meta. Tú eres dueño de tu atención, tú decides sobre que poner tu foco.
• Dimensión: dale el justo tamaño a las dificultades, vive el momento y sigue adelante. Piensa calmadamente cual es la fórmula resolutiva y aplícala inmediatamente.
• Deseo: recuerda qué te motiva. Si no estamos firmemente convencidos, basta un ataque de desaliento, de ideas negativas, de pesimismo y todo lo sumado será reducido a cero. Ante el problema, afíncate en el deseo.
• Desecha: la primera consecuencia de los problemas es la emoción negativa que producen, que es la misma que te paraliza. Desecha cualquier emocionalidad negativa y multiplica las emociones positivas.
• Defensa: alimenta diariamente la alegría y el entusiasmo. Estos escudos de poder son la fuerza de defensa que impedirá que los misiles de dudas y los proyectiles de problemas sustraigan tu motivación.
• Determinación: la fuerza de voluntad es el complemento perfecto ante la falta de la motivación. Si todos lo puntos anteriores te fallan, la fuerza de voluntad aplicada con determinación te mantendrán en el camino al éxito mientras las otras herramientas surten efecto.

Una vida encendida por la motivación no se dejará apagar fácilmente

La verdadera motivación no trabaja solo por impulso, se alienta continuamente y estudia escrupulosamente toda forma de ataque para evitarlo. Está en nosotros no permitir que nuestra motivación se minimice por un hecho negativo, es por ello que debemos maximizarla arrojándole leño seco y no mojado para no ahogar la llama que arde en su ser.

Si permitimos que el desánimo destruya todo buen propósito, habremos construido sobre heno, hojarasca y arena.

A lo largo de mi vida he visto como los individuos son capaces de cambiar y ante cada amanecer descubrirse como un nuevo ser humano. ¿Quieres impulsarte al éxito y lograr tus metas?, ¿inspirarte con auto motivación?, ¿aprender a gestionar tus emociones?, ¿apalancar valores?, ¿desarrollar hábitos competentes?, ¿descubrir la magia del reconocimiento?.. ¿Quieres amplificar tu ser?
Soy Jaime Mora, amplificador e ilustrador del ser. Escritor por pasión, Coach por vocación, Consultor por acción. Con cinco años en estudios de IV nivel. Con más de 20 años de experiencia en el ámbito empresarial.
Soy director de www.impulsate.com y te invito a suscribirte gratuitamente a mi revista digital “Impulso” para que a través de ilustrativas historias descubras maravillosas reflexiones que alimentan tu mente y te inspiran a dar el paso consciente que transformará tu existir. Visita www.impulsate.com y aprende, crece y vive!.