Loros del Amazonas. Características y Cuidados

Estos loros viven en libertad en Brasil, Perú, Bolivia, Colombia, Ecuador, Venezuela, Guayana y Surinam, es decir, los nueve países a los que, en mayor o menor proporción, pertenece la selva del Amazonas.

Pese a su elevado número, es una especie en peligro de extinción por la deforestación que están sufriendo aquellas tierras, donde se ha prohibido su exportación, lo que hace que cada vez haya más ejemplares procedentes de la cría en cautividad.

Características físicas
Es verde, con la frente y los lados de la cara, azul claro, la parte superior de la cabeza, los bordes de las alas y la garganta de color amarillo. Algunos tienen rojos los bordes de las alas y las coberturas alares. Las patas son grises y el pico, gris muy oscuro, casi negro.
Suele medir entorno a los 36 centímetros. A simple vista, no se diferencian los sexos, aunque las hembras suelen ser más pequeñas. Hace 25 años se logró un híbrido doméstico de color azul claro.

Cuidados diarios
Para que sea realmente doméstico y se acostumbre a hablar, debe criarse solo, en una jaula grande y consistente, su pico es muy fuerte, con momentos diarios fuera de la misma, aunque en el interior de la casa. Si alguien de la casa le da de comer en la mano, el animal se hace a él y lo toma por su amigo y protector, desdeñando al resto de los miembros de la familia.

Aprende con facilidad a «hablar», pues suele repetir lo que oye de forma enfática, de ahí su afición a las palabrotas. La habitación en la que esté la jaula no debe bajar de los 12 °C. Por supuesto, puede vivir en una pajarera grande, de al menos cuatro metros de largo, con los barrotes de acero galvanizado. En ella, se debe procurar que haya algunos troncos huecos.

Se alimenta, sobre todo, con pipas de girasol, pero también con avena, maíz, trigo e incluso mijo. Se debe complementar esa comida con alguna zanahoria, frutas y alguna que otra vez, pan, bizcocho e incluso restos de la comida familiar.

Reproducción
Alcanza su madurez sexual a los dos años y ponen de dos a cuatro huevos con un período de incubación de 27 días aproximadamente. El macho durante el tiempo de incubación le lleva la comida a la hembra. Los polluelos pueden estar en el nido hasta casi los tres meses.


Estos loros son muy longevos, pueden llegar a vivir casi 70 años.
No olvides que para tu mascota lo mas imprescindible es el cariño y la sociabilización ante todo.