Los temas más importantes de la creación de una revista son: equipo que lo forma, ámbito que cubre, distribución y venta, autofinanciación.

Por: Lola Martinez

En el primer enlace puedes ver un ejemplo de portadas de revistas. Me centraré más en el diseño y la maquetación.
Reparto, imprenta y publicidad
La distribución o reparto lo haremos en el propio barrio, con los comerciantes, habitantes en general del barrio, que a su vez se habrán publicitado en nuestra revista, más tarde explicaré como se puede hacer. La impresión mejor hacerla en digital dado que su coste es más económico y la calidad no se ve mermada. Especialmente al principio verás como te manejas con la publicidad, que es el motor del proyecto y la puedes cobrar o intercambiar.

Equipo
Periodistas y diseñadores siempre forman parte del equipo de una revista: trata de encontrar profesionales dentro de tu barrio para que su aportación sea más directa ya que lo conocen mejor. La imagen (en el segundo enlace puedes ver ejemplos de fotografías) tiene que tener un rol importante dentro de la revista. Para ello también tienes que contar con fotógrafos y dibujantes, también del barrio. La maquetación debe ser sencilla y clara, que sea agradable de leer, te ayudarás de las imagenes y del color para hacerla atractiva. Cuida el texto, tanto lo que se escribe como la forma de ponerlo. En otro artículo profundizo en este tema.
Formato y estilo
Un buen tamaño tiene que ser práctico (que no sea muy grande) y no pesado de llevar en la mano. Más adelante veremos cual es el más económico. Para el tipo de papel, aconsejo un papel reciclado, ahora los hay de excelente calidad, agradables para leer y no resultan caros. Importante este dato pues queremos hacer una revista o gratuita o que no salga muy cara. Para el estilo debes de pensar si quieres que piorice el texto sobre la imagen o al revés. ¿Cuanto color? ¿Fuentes elaboradas o modernas? ¿Fondo blanco o gráfico? En otro artículo vemos ejemplos de cada caso.

Maquetación
Las secciones y como diseñarlas: es importante dividir la revista en secciones. Al lector le permite ir directo a los temas de interés para él. Cada sección debe tener su estilo, dentro del diseño gráfico: los lectores jóvenes prefieren una maquetación muy variada, dinámica y con mucho grafismo, mientras que a los más adultos les gusta un estilo más ligero. Sin embargo hay reglas que tienes que respetar, como por ejemplo, la cabecera en la portada, el staff junto con el editorial, el índice. Por ejemplo la portada puedes ser dividida en partes, priorizando una noticia principal, o bien la puedes hacer con una foto grande y distintos títulos, o bien dividida en dos, una mitad con una noticia grande y la otra repartida en varias, como puedes ver en el tercer enlace. En otros artículos cubrimos las distintas opciones.

Temas a tratar
Estos pueden ser muy variados. Es conveniente hacer una trabajo de campo, y resaltar los temas que más interesan a la gente. Además de la realización de la revista, esto puede desencadenar un taller de escritura, un club de lectura, un taller en que algun miembro de la comunidad enseña cosas, juegos para niños, actividades para mayores: si consigues que en el barrio se hable de tu revista y la gente la perciba su utilidad, habrás alcanzado un gran objetivo.

Conclusiones
El A4 (210 mm x 297 mm) es el mejor formato: es un tamaño muy estandar, por lo que el precio de las imprentas es de los más baratos; también es práctico y admite un montón de diseños. Admite reportajes de la gente del barrio, a todos nos gusta leernos. Su contenido es genuino del barrio y los autores son baratos. La mejor manera de hacer participes a los comercios es sugiriendoles distribuir la revista y de paso que se publiciten.


Ejemplos de diseño de revista
Fotografias, trabajos de fotógrafos profesionales
Ejemplo de portada con distintos estilos