¡Qué mejor manera de conocer México a través de sus pueblos! México es un país rico en naturaleza, gastronomía, cultura e historia. Ofrece un turismo tanto relajado como de ambiente para disfrutar en familia, amigos y en pareja.

Por: Karla López

Si aún no tienes planes para el siguiente fin de semana y no tienes ganas de quedarte en casa, te recomendamos pasar un par de días deleitándote con la variedad de opciones que ofrece la capital mexicana.
Si buscas pasar unos días llenos de diversión, entretenimiento y cultura, visita méxico: esta ciudad cosmopolita alberga museos, teatros, avenidas, tiendas, restaurantes, bares, centros nocturnos, plazas comerciales, jardines y muchos sitios más por descubrir.
En el Centro Histórico se extiende el Zócalo, una de las explanadas más grandes del mundo. Lo rodean edificios emblemáticos como el Palacio de Gobierno, la Catedral Metropolitana y el Museo del Templo Mayor. Asimismo, puedes recorrer sus antiguas calles donde comercios, restaurantes, bares y museos abren sus puertas.
Si buscas algo más bohemio, puedes visitar los barrios de la Colonia Condesa, la Roma, Coyoacán y San Ángel; al recorrer sus calles empedradas encontrarás museos, centros culturales, cafés al aire libre, galerías y tiendas de artesanías.
Ahora bien, si lo que buscas es lujo, sin duda te encantarán las zonas exclusivas de Lomas de Chapultepec, Polanco y Santa Fe. En ellas se concentran las tiendas más prestigiadas y restaurantes de alta cocina.
Por último, si buscas folclor te sugerimos recorrer los canales de Xochimilco a bordo de una colorida trajinera. Aquí podrás escuchar mariachis y degustar platillos mexicanos típicos.
¡Que tengas buen viaje!