Se puede decir que la Extracción del ADN es uno de los procedimientos más avanzados y útiles empleados en genética. Tal procedimiento se hace dividiendo las hebras de ácido desoxirribonucleico (ADN) de todas las cosas vivientes...
Separando la estructura celular de un material genético, separando el ADN de otros restos celulares producidos por la división y aislamiento del ADN de otros ácidos nucleicos y componentes proteínicos. La separación de la estructura celular de un material se realiza triturando o golpeando. Este proceso también se llama sonicación. Luego, se agrega detergente, proteasa y RNasa para eliminar otros residuos de la mezcla. Luego el ADN se expone agregándole alcohol en el que es insoluble.

Este procedimiento efectivamente tiene numerosos usos. Empezando por uno de sus usos más beneficiosos que es la ingeniería genética en animales. Esto se hace ajustando el código genético del animal e introduciendo características que probablemente harán al animal más ideal, vivirá más, producirá más crías, etc. Además, la ingeniería genética también incluye la clonación, que significa una copia exacta de un animal que posee rasgos que desean copiar. Esto además es usado para duplicar células HeLa, la cuales son células humanas esenciales utilizadas para estudiar diversas enfermedades como el cáncer y el VIH y también para buscar cura para dichos padecimientos.

Otro buen uso de la extracción de ADN es la creación de medicamentos que pueden utilizarse en humanos. Cuando los animales demuestran cierta inmunidad a las enfermedades a las cuales los humanos son susceptibles, se recopila el material genético de ellos y se realiza la extracción de ADN. Después la característica buena de los animales se extrae y procesa incorporándole proteínas que ayudan a tratar enfermedades en personas y una mezcla de otros procesos. El resultado final es un fármaco usado para tratar enfermedades en humanos derivado de un subproducto animal como la leche.

La extracción del ADN también es utilizada para el diagnóstico médico. Un ejemplo de esto es la amniocentesis, en la cual se pueden diagnosticar enfermedades genéticas antes de que el bebé nazca. Algunas de estas enfermedades son la fibrosis quística, el síndrome de Down, anemia falciforme y la enfermedad de Tay-Sachs entre otras. Luego de que el bebé nace, se lleva a cabo otro procedimiento de laboratorio para diagnosticar otras enfermedades metabólicas usando la extracción de ADN realizada en la revisión del recién nacido. Otra aplicación de la extracción de ADN en este campo es la determinación de VIH en una persona que no presenta síntomas de la enfermedad pero que es un portador del virus.

Finalmente, la extracción de ADN se utiliza para combinar materiales genéticos con esos encontrados en la escena de un crimen para descubrir la identidad de la víctima, identificar al asaltante y hasta reivindicar a personas que fueron acusadas falsamente. Este tal vez es el uso más conocido del aislamiento o extracción de ADN. Este avance en genética promete un sinfín de posibilidades para mejorar la forma en que vivimos, lo que comemos y brindamos tratamientos para una gran cantidad de enfermedades que anteriormente eran incurables. Solamente imagine lo que otra década de investigación y experimentación traerá. Efectivamente no es imposible soñar más allá de lo que podemos imaginar con estas innovaciones hechas para mejorar nuestras vidas.

Encuentre más información sobre reactivos de laboratorio de quimica, e infórmese sobre proveedores de reactivos.